Compartir nota:

En invierno, cuide al adulto mayor

Dra. María Bertha Covarrubias Manrique

Geriatra

be.coma@hotmail.com 

 

En esta época de fin de año, es importante que nos acerquemos a los nuestros para brindarles la atención necesaria, en especial a los adultos mayores  

En diciembre, es muy común ver reunidas a la familia y debemos aprovechar esta época para cuidar de los adultos mayores que, como sabemos, son personas vulnerables que requieren de un cuidado especial. 

 

Por ejemplo, podemos observar si se hidrata adecuadamente. El adulto mayor no toma suficientes líquidos, por no ir al baño o por que no tiene  la sensación de sed. Por ello, es muy importante medir y cuidar la cantidad de agua que toman y observar si no existen problemas renales. Para ello, podemos ofrecerles de dos a tres litros de agua al día. Aquí entran líquidos como agua, café, té, leche, caldos, sueros, helados.

 

¿Cómo podremos saber fácilmente que nuestro adulto se puede estar deshidratando? pidámosle que saque su lengua, esta tiene que esta húmeda, rosada y además tocar su piel si esta está humectada y no acartonada, puede tener la presión baja, dar datos de adormecimiento, desanimo, somnolencia.

 

Ellos o los familiares nos mencionan que no les gusta el agua, por lo que podemos ofrecerla de muchas maneras, solo hay que usar el ingenio para ello, en gelatinas con fruta, en agua con sabores de frutas naturales, si es diabético se pueden usar bebidas agradables sin azúcar, hay que incitarlo a que las tome, con delicadeza y con entusiasmo, y si es necesario acompañarlo a que lo haga, si se las ponemos solamente tal vez no las ingiere.

 

Siempre hay que medir la cantidad de agua, para tener un control de la misma, esto si no se agregan cuadros diarreicos u otra patología en estos casos siempre hay que acudir al médico tratante.

 

Hay que tomar en cuenta la comida

 

Aunque en las reuniones decembrinas se acostumbre a comer cantidad de alimentos, es necesario que el adulto mayor evite comidas grasosas, comidas refrigeradas de mucho tiempo o comidas de dudosa procedencia. 

 

El baño corporal diario está indicado, se refrescará y ayudará a su piel a no tener problemas, no se recomienda limpiar con toallas húmedas, es preferible lavar el área con abundante agua, para evitar rozaduras que son comunes por el uso del pañal, cambiar frecuentemente las sabanas.

 

Cambiar de posición frecuentemente al adulto, si está en cama, o llevarlo a diferentes lugares de la casa, eso los hará sentir mejor.

 

Recuerden ello raramente se quejan, pero es nuestra responsabilidad estar pendientes de ellos, un método infalible, es pensar qué me gustaría a mí que me hicieran si estuviera en su lugar.

 

Dra. María Bertha Covarrubias Manrique. Geriatra. Everardo Monroy 39 A. Tel. 217-49-47. Ced. Prof. 600359. SSA. 75082. Universidad Autónoma de Aguascalientes. Email: be.coma@hotmail.com 

 


Más del autor

En invierno, cuide al adulto mayor

En esta época de fin de año, es importante que nos acerquemos

Cuídese ahora

La llegada a la edad del adulto mayor, no es una puerta que tenemos que cruzar, es todo un proceso de vida.

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

MARKETING SOLUTIONS

Quinta Mayor 181 Col. Las Quintas.
CP 83240
publicidad@buenasalud.org

Tel: (662) 236 25 00