Compartir nota:

Virus de influenza y vacunación

La influenza ocasiona manifestaciones respiratorias que van desde leves, moderadas o graves, como neumonías complicadas principalmente en niños menores de dos años o mayores de 60, o en personas con enfermedades crónicas de base.

 

Existen tres especies de virus de influenza: A, B y C. El virus de tipo A se clasifica con base en dos antígenos de superficie, hemaglutininas (HA) yneuraminidasas (NA), de los cuales las variaciones generan los brotes epidémicosanuales y las pandemias.

 

Esta enfermedad se trasmite de persona a persona a través de gotas de secreción respiratoria que se expelen al toser o estornudar, favorecido por el hacinamiento. También se transmite a través de fómites, en los que el virus permanece viable hasta dos horas.

 

Las poblaciones con mayor riesgo de adquirir influenza son: • Menores de dos años o mayores de 60 años.

• Pacientes con enfermedades pulmonares crónicas.

• Quienes padecen alguna cardiopatía.

• Embarazadas.

 

El cuadro clínico se caracteriza principalmente por fiebre mayor de 38°C, tos, dolor de cabeza, y uno o más de los siguientes signos y síntomas: escurrimiento u obstrucción nasal, dolor articular y muscular, dolor de garganta, tórax y abdominal, y diarrea.

Sus complicaciones principales son dificultad respiratoria progresiva, neumonía con lesiones pulmonares, problemas neurológicos, deshidratación, coinfección bacteriana y empeoramiento de enfermedad de base.

El diagnóstico es mediante la clínica (triada clásica tos, dolor de cabeza y fiebre, con sensibilidad del 60%) y por laboratorio, con muestras de tracto respiratorio, prueba rápida o mediante el diagnóstico confirmatorio por PCR, sin embargo este se reporta de siete a 21 días.

 

Atención a los pacientes

Es una enfermedad que requiere de vigilancia y en algunos casos hospitalización, su tratamiento consiste en: • Cuidados generales: lavado de manos, incremento en la ingesta de líquidos, no suspender la lactancia materna, aislamiento social, reposos, ambientes limpios y uso de cubrebocas en niños mayores de dos años.

• Control de fiebre.

• Antivirales en casos complicados.

 

Medidas principales

• Aplicar la vacuna contra la influenza en los grupos de riesgo.

• Consumir alimentos y complementos altos en vitamina C, A y Zinc (frutas y verduras), así como abundantes líquidos.

• Abrigarse con ropa gruesa al salir.

• Evitar los lugares con corrientes de aire y frío, así como espacios con humo de cigarro.

• Lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón, o usar alcohol en gel.

• Toser y estornudar cubriéndose con un pañuelo, o con el ángulo que forma el brazo con el antebrazo.

• En caso de presentar fiebre, síntomas respiratorios y/o malestar general acudir al médico para recibir tratamiento oportuno.

• No automedicarse.

 

A vacunarse

En México se utiliza la vacuna de virus inactivados, la cual es bien tolerada en general, pero no debe aplicarse a personas con alergia a las proteínas del huevo, con antecedentes de reacción grave a la vacunación, o que hayan padecido síndrome de Guillain-Barré hasta seis semanas antes de recibir la vacuna.

 

¿Quiénes se deben vacunar contra Influenza?

• Se debe aplicar a los niños de seis meses a cuatro años de edad, así como a los menores de cinco a nueve años con factores de riesgo (entre ellos asmáticos o con enfermedades pulmonares, cardiopatías, VIH, cáncer, anemia, problemas renales, diabetes mellitus, obesidad mórbida, artritis y otros).

 

• En jóvenes de 10 a 19 años de edad, y adultos de 20 a 59 años con factores de riesgo.

 

• A toda la población de 60 y más años de edad.

 

• A personal de salud en áreas clínicas en contacto con pacientes (incluye personal de intendencia y administrativo en áreas clínicas).

 

• Personal con alta exposición al virus (internados, escuelas, asilos y otros).

 

• Embarazadas en cualquier trimestre de su condición.

 

Dra. Diana Carolina Muro Zepeda

Pediatría

Clínica Barcelona

Teléfono (662) 210-36-91

Cédula Profesional 7501982 SSP 8794/12

Cédula Especialidad 9941277 SSP381/16

 

 

 


Más del autor

Prevención: la mejor arma

Las quemaduras suelen presentarse comúnmente en esta temporada; conozca cómo puede prevenirlas.

Una conducta de alarma en la adolescenci...

El 10 de septiembre se conmemora el Día Mundial de la Prevención del Suicidio, por lo que conocer más sobre el cutting y otras dificultades en la a...

Virus de influenza y vacunación

Cuestión de prevenir. Este malestar se trata de una enfermedad viral contagiosa, que se presenta predominantemente en meses de otoño e invierno, y q...

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

MARKETING SOLUTIONS

Quinta Mayor 181 Col. Las Quintas.
CP 83240
publicidad@buenasalud.org

Tel: (662) 236 25 00